Final de la copa del rey y reunión I

Nuevo toque a retreta de los vikingos colchoneros para apoyar al Atleti en su asalto al trofeo copero. Coincidente con el evento se celebró una primera reunión para tratar asuntos de la inminente capea. A pesar del resultado adverso la velada discurrió por los cauces haituales de camadería y diversión. La amplia remesa de DYCs y GIN-TONIC sin duda ayudaron a ello.

Final de la Europa League

Ímprescindible reunión de simpatizantes atléticos y solidarizados miembros de la peña para acompañar desde Vinos Españoles al Atleti en su increible triunfo en la final de la Uefa Europa League ante el peligroso Fullham. Ewok, Zarigüeyo, Pelos, Locumía y su preciosa esposa festejaron con alegría el acontecimiento. La fiesta terminó en Neptuno al abrigo de las estrellas.

Quedada en el parque

Como cada tarde-noche del 31 de diciembre, una nutrida representación de vikingos ha dado la bienvenida al nuevo año brindando con cerveza de importación y rumiando chuscos de pan en el parque de Juan Bravo. Esta tradición, iniciada hace 10 años por los maeses Pelos, Amena y Elfo, ha contado con la incorporación a lo largo del tiempo de insignes maeses como Paladín, Locumía o Zarigüeyo, así como personalidades tremendamente cercanas a la peña como Quiquín, Blanca, Sivia, Nuria, Ignacio o las jóvenes Pilar y Rocío. Inicialmente los brindis se realizaron con latas-güiness-cerveza negra de medio litro, realizándose  la tradicional sacada de ojos (bolas anti-condensación del interior de la lata) al término de cada cata. Con el tiempo, y en función del stock de birra del 7-24 horas de la esquina, la evolución ha sido tendente hacia la botella de 3/4 de litro de cerveza rubia holandesa con regusto a guinda (Excepto Amena fiel a Mahou). Este año los asistentes han sido Pelos, Amena, Locumía y señora, así como Zarigüeyo, señora y progenie.

parque2

Tradicional aperitivo navideño

El pasado jueves 24 de Diciembre se realizó en «Vinos Españoles» el tradicional aperitivo navideño al que asistieron un gran número de maeses acompañados por amigos y familiares. El encuentro discurrió dentro de un ambiente jovial y distendido.

vinos_red

Destacó la presencia del «Vikingo del Año», Maese Panameño, que haciendo honor a su cargo inició en repetidas ocasiones cánticos sanfermineros y vítores al santo. La nutrida representación vikinga se completó con tres ex-vikingos del año (Maese Pelos, Maese Paladín y Maese Calamar), así como personalidades de la talla de Locumía, Chistorrita,Trompos, Zambombo, Probón, Ajoarriero, Amena, Resbiao, Bailanovias, Shosholoza, Zarigueyo, Torrezno y Ahorcaperros. Cabe destacar la emotiva llamada de Maese Elfo desde Estados Unidos al propio establecimiento, lo que fué jaleado grandemente por la multitud. El habitual reto del baile del pollo entre Maese Locumía y Maese Bailanovias pareció desnivelarse en esta ocasión a favor del primero gracias a su depurada técnica en la batida lorcera y al discutible estado de forma del jóven danzarín. La jornada terminó en una cercana discoteca donde los últimos espirituosos fueron engullidos a ritmo de música tecno por un puñado de valientes. Se estima que un alto porcentaje de vikingos alcanzaron la tradicional cena de Nochebuena sin percances significativos.